enero 20, 2022

Noticias Trinitarias

Información justa y balanceada a tu alcance en español

Novak Djokovic no tenía garantizada su entrada a Australia, según el gobierno

Djokovic espera ganar su título 21 de Grand Slam en el Abierto de Australia, que comienza en Melbourne el 17 de enero.

MELBOURNE, 9 ene (Reuters) – El gobierno de Australia no había garantizado a la estrella del tenis Novak Djokovic que se aceptaría la exención médica que dijo tener para entrar al país sin la vacuna contra el COVID-19, dijeron el domingo los abogados del gobierno en una presentación judicial.

La presentación antes de la vista judicial del lunes fue en defensa de la decisión del gobierno de prohibir la entrada al número uno del mundo por su situación de vacunación contra el COVID-19.

Djokovic espera ganar su título 21 de Grand Slam en el Abierto de Australia, que comienza en Melbourne el 17 de enero.

Pero en lugar de entrenar, el jugador serbio ha estado confinado en un hotel utilizado para solicitantes de asilo y ha presentado un recurso judicial contra la decisión de cancelar su visado tras su detención a su llegada al aeropuerto de Melbourne a primera hora del jueves.

El drama ha sacudido al tenis mundial, ha provocado tensiones entre Serbia y Australia y se ha convertido en una bandera para los opositores a las vacunas obligatorias en todo el mundo.

Djokovic, que se opone abiertamente a las vacunas obligatorias, se negó a revelar su estado de vacunación o la razón por la que solicitó una exención médica de las normas de vacunación de Australia.

Su equipo legal, sin embargo, dijo el sábado en su presentación al tribunal que el jugador había obtenido una exención por haber tenido el virus en diciembre.

El equipo legal de Djokovic dijo que tenía los permisos necesarios para entrar en Australia, incluyendo una evaluación del Departamento del Interior que indicaba que las respuestas de su formulario de declaración de viaje cumplían las condiciones para llegar sin cuarentena. El gobierno lo refutó.

“Esto se debe a que no existe una garantía de entrada de un no ciudadano en Australia. Por el contrario, existen criterios y condiciones para la entrada, y motivos para la denegación o cancelación de un visado”, dijo el gobierno en su presentación.

Agregó que el correo electrónico del departamento no era una garantía “de que su llamada ‘exención médica’ sería aceptada”, y sus respuestas podrían ser cuestionadas y verificadas a su llegada.

El gobierno también impugnó la solicitud de Djokovic de una exención médica sobre la base de que había contraído COVID-19 y se había recuperado dos semanas después.

“No hay ninguna sugerencia de que el solicitante tuviera una “enfermedad médica grave” en diciembre de 2021. Lo único que ha dicho es que dio positivo en la prueba del COVID-19. Esto no es lo mismo”, dice la presentación.

Australia dice que su departamento de salud notificó en noviembre al organismo organizador del torneo, Tennis Australia, que una infección reciente por COVID-19 no era necesariamente motivo de exención en el país, como lo es en otros lugares.

La demanda de Djokovic dice que el Departamento de Interior le escribió este mes para decirle que había cumplido los requisitos para entrar en el país.

Los abogados de Djokovic tendrán hasta dos horas para presentar su caso a partir de las 10 de la mañana (2300 GMT del domingo) del lunes, mientras que el gobierno tiene dos horas para presentar su defensa a partir de las 3 de la tarde.

En su primera entrevista con los medios de comunicación desde que comenzó la crisis, el director general de Tennis Australia, Craig Tiley, dijo que su organización había hablado con funcionarios federales y estatales durante meses para garantizar el paso seguro de los jugadores.

“Principalmente porque hay mucha información contradictoria todo el tiempo, cada semana hablábamos con el Departamento del Interior, hablábamos con todas las partes del gobierno para asegurarnos de que (…) estábamos haciendo lo correcto y (siguiendo) el proceso correcto con estas exenciones”, dijo Tiley al Canal Nueve de televisión. “La información contradictoria que recibimos se debe al entorno cambiante. Estamos en un entorno difícil”.

(Reporte de Courtney Walsh en Melbourne y Byron Kaye en Sídney; Escrito por John Mair y Frances Kerry; Editado en Español por Ricardo Figueroa).

Fuente Cibercuba

A %d blogueros les gusta esto: